Cómo usar y lavar de manera correcta el barbijo

Una investigación publicada en The New England Journal of Medicine reveló que la mascarilla es uno de los pilares del control de la pandemia del COVID-19.

El enmascaramiento facial universal puede ayudar a reducir la gravedad de la enfermedad y garantizar que una mayor proporción de nuevas infecciones sean asintomáticas.

¿Cuál es la función de utilizar tapabocas?
  • Son una barrera protectora para el aislamiento de las gotas que se despiden al hablar, estornudar o toser.
  • Estas gotas son grandes (más de 5 micrones) y caen a una distancia de más de 90 cm y 2,5 cm. El COVID-19 contenido en las gotas cae sobre las superficies y no permanece suspendido en el aire.
  • El personal de salud, personal de seguridad y otros trabajadores que durante la pandemia están realizando actividades que los exponen a potencial contacto con pacientes infectados deben utilizar barbijos descartables.
  • Los barbijos protectores triple capa son los indicados, ya que brindan un 99% de eficacia de bloqueo y filtración.
Para ponerte, usar y quitarte bien un barbijo tené en cuenta:

1. Antes de ponerte un barbijo, lavate las manos con agua y jabón o con un desinfectante a base de alcohol.

2. Cubrite la boca y la nariz con el barbijo. Asegurate que no haya espacios entre el barbijo.

3. Evitá tocar el barbijo mientras lo usás; si lo hacés, lavate las manos con agua y jabón o con desinfectante a base de alcohol.

4. Cambiá de barbijo en cuanto esté húmedo o visiblemente sucio.

5. Para quitarte el barbijo: hacelo por detrás sin tocar la parte delantera del barbijo, ponelo inmediatamente en un recipiente cerrado y lavate las manos con agua y jabón o con desinfectante a base de alcohol.

Su lavado

Las mascarillas desechables tienen una vida útil de ocho horas, mientras que el tapabocas casero si se humedece o si está visiblemente sucio se debe lavar. El lavado con jabón manual o en lavarropas es suficiente para limpiarlo adecuadamente.

Las máscaras de tela pueden lavarse a mano o en una lavadora. Las máscaras quirúrgicas, otra opción popular, no se pueden lavar y deben ser desechadas después de un uso. Si se utiliza una lavadora, el CDC recomienda un jabón regular y “el ajuste de agua más caliente”. Si se lava la mascarilla a mano, debe prepararse una solución de lavandina y sumergirla en ella durante cinco minutos, y luego enjuagarla en agua fría o a temperatura ambiente. Además, se recomienda que los filtros de la mascarilla se laven a mano.

“Las mascarillas deben lavarse después de cada uso. Es importante quitarse siempre las mascarillas correctamente y lavarse las manos después de manipular o tocar una usada”, dice el sitio web de la CDC. Según el CDC, quitarse la mascarilla correctamente significa manipularla sólo por las orejas o por los lazos, doblarla para colocarla en la lavadora y lavarse las manos inmediatamente después.

Fuente 0291 y infobae

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.