«El Municipio no pone dinero en educación»

El Frente de Todos emitió un comunicado en el que acusan a Juntos por el Cambio de usar dinero del Fondo Educativo para otras cuestiones. El informe lleva el título «El Municipio no pone, saca dinero en educación».

«En diciembre de 2017, cuando con la mayoría automática en el HCD, Juntos por el Cambio derogó la Comisión de Seguimiento del Fondo Educativo, se perdió un espacio público de debate, acuerdo y seguimiento de la importante cantidad de fondos provinciales que llegan anualmente a nuestro distrito. Se quitó así institucionalidad al recurso, volviéndolo además de un uso absolutamente discrecional», comienza.

Así lo manifestaron desde el Frente de Todos, en la conferencia de prensa en la que los diferentes candidatos y candidatas se preguntaron por el destino de los recursos del Fondo Educativo: “Nos encontramos con situaciones que nos llaman la atención, como el gasto de 70 millones de pesos en sueldos de personal de planta de la Secretaría de Educación municipal, cuyo sueldo debiera ser pagado con dinero del municipio y no tomando recursos del Fondo Educativo”, indicó Raúl Ayude, primer candidato a Consejero Escolar, quien además señaló que “funcionarios políticos cobran sueldos por encima de los 100 mil pesos con dinero que debería estar destinado a la educación de chicos y chicas, por caso en la distribución de tablets o sumando puntos wifi».

Raúl Ayude

«Otro de los puntos cuestionables indicados por el Frente de Todos fueron los 115 millones de pesos del Fondo Educativo que el año pasado fueron destinados a la residencia del Hospital Municipal, o las reformas en el edificio donde funcionó el Tribunal de Faltas, que luego de ser puesto en valor, fue destinado para uso de la Dirección de educación local».

«Durante el 2020 se recibieron $309.551.000 y para este 2021 se prevé la transferencia de 383.523.640. Muchísimo dinero para mejorar la educación, evitar la deserción, asistir a la inserción laboral, mejorar la infraestructura escolar y optimizar su gestión. Si el dinero del Fondo no va a educación es porque no se prioriza la educación, en una muestra clara del doble discurso de un oficialismo municipal que se maneja con absoluta y total discrecionalidad a espaldas del conjunto de la comunidad educativa».

Por su lado Gisela Ghigliani sostuvo que “las explicaciones del Ejecutivo brillan por su ausencia, no debaten y tampoco responden al momento del análisis de la rendición de cuentas. Hay dos palabras que los caracterizan: discrecionalidad y sub ejecucion”. Además la primer candidata a concejala recordó que son los mismos que hablan de educación pero luego “desfinancian el sistema, cierran paritarias a la baja y quienes a nivel local gritaron toda la pandemia “abran las aulas” pero no aseguraron las condiciones mínimas establecidas por protocolo para mejorar la infraestructura generando un regreso seguro”.

Gisela Ghigliani

«Los casi 70 millones en gastos en salarios en la Secretaría de Educación y Cultura, los arreglos en su sede de calle Blandengues, la suma de cargos políticos, los 115 millones transferidos en 2020 al Hospital Municipal pudieron utilizarse para acompañar a las familias en la continuidad pedagógica durante la pandemia a través de inversiones claves para asegurar conectividad y dispositivos. Las prioridades de Juntos por el Cambio son otras»

«Es urgente que la inversión del Fondo Educativo recupere la participación de la comunidad educativa para asegurar su mejor inversión, el conocimiento del conjunto de la ciudadanía y el seguimiento de la ejecución de las obras de acuerdo a la Unidad Educativa de Gestión Distrital», concluyen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.