La UNS y la UTN aseguran que «no se ha implementado casi ninguna» de las propuestas frente a la crisis de agua en Bahía Blanca

Un experto de la Universidad Nacional del Sur y una de la Facultad Regional Bahía Blanca de la Universidad Tecnológica Nacional presentaron al Juzgado Civil y Comercial N°2 de Bahía Blanca el informe técnico requerido en el juicio “Agotborde Víctor Ramón y Otros C/ Aguas Bonaerenses SA y Otros S/ Amparo”.

Se trata de dos documentos firmados por el ingeniero Juan Carlos Scheffer (UNS) y la magister ingeniera Olga Cifuentes (UTN). En el primero se incluyen con detalles todos los informes técnicos elaborados desde 1990 hasta 2021 en los que se detallan las causas que originan los problemas en el suministro de agua y las soluciones sugeridas a corto, mediano y largo plazo. El segundo informe es un análisis de la factibilidad del plan de obras propuesto por ABSA para los partidos de Bahía Blanca y Coronel Rosales.

Ambos informes señalan que “como se puede deducir de las distintas publicaciones, técnicamente se tiene conciencia respecto de la situación del servicio de captación, conducción, potabilización y distribución de agua potable a Bahía Blanca, se conoce cómo enfrentar los problemas, las alternativas de solución y sus beneficios, pero las responsabilidades respecto a la toma de decisión sobre la ejecución de las obras parece diluirse en el EstadoDe lo cronológicamente expuesto, pareciera que pasaron más de 30 años de inercia institucional y política, pues en los distintos planes, programas e informes, se coincide en casi las mismas propuestas, sin embargo no se ha implementado casi ninguna, llegando nuevamente a esta instancia de crisis”.

Explicitan además que “debido a que no se ha podido acceder a cierta información (por no existir o por no estar disponible), las opiniones técnicas que se han presentado quedan abiertas al debate, a recibir las justificaciones de rechazo a las mismas si las hubiera. Además, sería conveniente conocer los motivos que avalan el orden de prioridades que la Provincia asigna a las obras en desmedro de otras, que parecieran de mayor prioridad, menores tiempos de ejecución y de presupuestos más reducidos”.

Como apreciación general sobre el plan presentado por ABSA en abril de 2021 “manifiestan preocupación”, al señalar que “si bien es factible que las obras detalladas contribuyan en su conjunto a mejorar la prestación del servicio de abastecimiento de agua potable, las mismas no responden en cuanto a plazos, a satisfacer las urgencias de la población”.

Por otro lado, “se desconoce si responden a una planificación que las incluya en la solución definitiva del abastecimiento a las ciudades de Bahía Blanca y Punta Alta”.

Además, los análisis remarcan que “la optimización de caudales desde Paso de las Piedras, requiere como prioritario la construcción del tercer módulo faltante y la construcción de un decantador, obras no previstas en el plan a mediano plazo”.

“En respuesta a lo solicitado, este informe pretende mostrar que los actuales problemas de suministro de agua potable a la población de Bahía Blanca, no se deben sólo a vulnerabilidades técnicas o falta de proyectos al respecto, sino que se deben a la acumulación de vulnerabilidades institucionales y/o políticas que han llevado a la actual situación de crisis, la que ha sido alertada desde hace más de 30 años, por distintos grupos multidisciplinarios convocados para programas, planes, estudios de prefactibilidad, proyectos y/o comunicados oficiales, y que han sido consensuados por distintos profesionales de diferentes instituciones”, concluyen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.