Natalia Barrera: “El amor crece si se comparte, si se expresa y si se demuestra”

Natalia Barrera es directora y fundadora de la Escuela Nefer, una institución dedicada a la evolución del ser y a comprender el lenguaje de nuestra neuro-biología para descubrir, quiénes somos, hacia donde vamos y para qué nos pasa lo que nos pasa.

Además es creadora del método “Alquimia femenina”, que le permitió aparecer en diversos programas nacional, explicando dicha teoría:

“Alquimia nos propone vaciarnos de todo lo que creemos que es la vida, y emprender un viaje hacia el encuentro con nosotros mismos, y descubrir a través de un camino interior: ¿Quiénes somos?, ¿A qué vinimos?, ¿Cuál es el sentido de estar aquí?, ¿Qué es la vida?, ¿Qué es la muerte?, ¿Cómo funciona la realidad? Se trata de dar el primer paso para ir más allá de lo conocido, cambiar de rumbo y generar una nueva realidad.”

Dialogó en exclusiva con 0291.com.ar y nos dejó varios conceptos en este Día de San Valentín.

  • Aprovechando el contexto del día de los enamorados. ¿Qué significa el termino Pareja?

La palabra “pareja” (conjunto de dos que tienen alguna relación entre sí) viene del latín par, paris (igual), más -eja que nos hace sospechar que vino del sufijo diminutivo -cula (*particula), como apicula -> abeja, auricula -> oreja y regula -> reja. Decir “quiero una pareja” atraerá justamente eso: dos personas que tienen una relación entre sí. Por eso cada vez que queremos una pareja terminamos siendo tres (yo y una pareja). Muchas veces decimos que queremos “afirmar una pareja”, el acto de formar nos transforma en el querubín que une dos personas para cumplir ese rol de pareja, pues en esa frase nuestro rol es de formar una pareja.

  • ¿Cómo podemos lograr una pareja donde haya amor?

Se puede cuando entendemos que el amor se alimenta, se nutre cada día. Cuando ambas personas cuidan del vínculo y se interesan por el bienestar del otro.

El amor tiene muchas formas y no se restringe a las parejas, el amor nace en el deseo y crece con el tiempo. El amor es un medio de conexión, una manera de conectar con algo o alguien. Podemos amar una profesión, un lugar, una persona. La diferencia es el lugar que ocupa en nuestra vida, la importancia que le damos a ese vínculo. Muchas veces nos damos cuenta que amamos algo o a alguien cuando lo perdemos, a veces nos olvidamos de lo importante “la conexión con lo que nos hace sentir amor”.

Pues todo lo que nos conecte con esa emoción nos nutre emocionalmente, nos llena de energía y siembra bienestar. Tenemos que entender que el amor crece si se alimenta, una amistad también tiene amor, pero si no se alimenta tiende a morir. Recordemos que amor es sin muerte, por ende, para que algo no muera tenemos que alimentarlo, dedicarle tiempo, expresarle a la otra persona que es importante para nosotros. El amor crece si se comparte, si se expresa, si se demuestra. Por eso cuando uno no siente demostraciones de afecto, tiende a alejarse y con el tiempo el amor muere.

Cada amor es único, cada persona ama a su manera, el amor no tiene condiciones. El amor crece en la libertad, en el dar y no en el limitar.

 

  • Amor vs enamoramiento.

Muchos confunden el estado de ENAMORAMIENTO con el estado de amor. El enamoramiento es un estado químico que libera dopamina, serotonina y oxitocina, por eso que cuando nos enamoramos nos sentimos excitados, llenos de energía y nuestra percepción de la vida es positiva, vemos con los ojos “de este enamoramiento”, pero cuando la química se va aparece ese “miento” que nos deja en evidencia que no todo es color de rosa, vemos que no todo es perfecto y ahí comienza la etapa del amor. Digamos que la química nos ayuda a lanzarnos al deseo como la famosa flecha de cupido, nos anima a conectar con la otra persona y desear vincularnos afectivamente.  Hay deseo que enciende la conexión, un deseo biológico.

Cuando este “deseo” se va, queda el amor y ahí aparece el término “enamorados”, en AMOR a 2 es decir el amor es un encuentro que se da entre dos personas que desean ir más allá del deseo sexual y desean un deseo afectivo, donde ambos proyectan un futuro, una meta juntos. Por eso tendemos a decir que buscamos un compañero o compañera de vida, está es la búsqueda del amor.  Alguien que nos sume en nuestra vida cuando la química del deseo “muere”, por eso amor significa sin muerte, básicamente es un más allá del deseo químico.

 

*Para solucionar estos temas o cualquier otro que no te permita desarrollar tu vida con bienestar y satisfacción, Natalia Barrera abrió las inscripciones para el taller de Alquimia Femenina 2020 que comienza en marzo y tiene una duración de 9 meses.  Más información en su Instagram: @NataliaBarrera.EscuelaNefer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *