«Quiero que hayan muchas Yumba en el mundo»

La bahiense Guillermina Esmoris fue reconocida por el Ministerio de Desarrollo Productivo por haber diseñado una resina para intrumenros musicales.

Con la ayuda de la Agencia Argentina de Inversiones y Comercio Internacional de la Cancillería, hoy exporta sus productos a distintas partes del mundo: Australia, Estados Unidos, Corea, entre otros. Su sueño es llegar al mercado chino, dijo en la Mesa Dominguera (93.1).

La marca «Yumba» comenzó a gestarse en 2016 cuando su maestro de contrabajo en el Conservatorio de Música le comentó que necesitaba usar la resina para mejorar el sonido del instrumento. En ese momento, no se conseguían en Argentina.

Llegó a su casa y averiguó porqué no se producía en nuestro país: conseguirlas afuera era muy costoso, y hoy, las podés encontrar a nivel local y nacional a tan solo $1.000.

«Quiero que hayan muchas Yumba en el mundo. El 90% de mi producción de exporra a otros países por la demanda«.

El camino no le fue fácil, invirtió ahorros y estuvo días practicando con una caja de tomate para saber cómo funcionaba la resina. Y lo logró. Es por esto que Esmoris sostiene que emprender no es difícil e incentiva a qué los demás lo hagan.

Actualmente, estudia a distancia Ciencias Sociales en la Universidad de Quilmes y se dedica a Yumba: la marca que todos los músicos desean tener.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.