Descubren una mutación clave en una nueva cepa de COVID 19

Los científicos intentan establecer si la rápida propagación en el sur de Inglaterra está vinculada con una nueva variante del virus SARS-CoV-2.

 

 

Investigadores ingleses intentan establecer si la rápida propagación en el sur de Reino Unido de una nueva variante del COVID 19 está vinculada con mutaciones que detectaron de la cepa.

A través de un comunicado, científicos del Consorcio COVID 19 Genomics UK (COG-UK) indicaron que las mutaciones incluyen cambios en una proteína en forma de «espícula» que el coronavirus SARS-CoV-2 usa para infectar a las células humanas.

Sin embargo, hasta el momento no han podido determinar si esta nueva variante, denominada  «VUI-202012/01», está haciendo que el virus se propague más fácilmente entre las personas.

«Se están realizando esfuerzos para confirmar si alguna de estas mutaciones está contribuyendo o no a una mayor transmisión”, indicaron al respecto.

Este lunes, las autoridades inglesas indicaron un nuevo aumento en las infecciones y detallaron que este incremento podría relacionarse con la nueva variante del COVID 19. Así, hasta el 13 de diciembre se detectaron 1.108 casos de coronavirus con esta nueva mutación, por lo que las autoridades británicas notificaron a la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Las zonas más afectadas fueron el este y el sur de Inglaterra, según precisó a través de un comunicado Public Health England.

Hasta el momento, los científicos no han hallado pruebas de que esta variante pueda causar infecciones graves por COVID 19 o que incida en que las vacunas sean menos efectivas. “Ambas preguntas requieren la realización de más estudios», indicaron los investigadores.

El Gobierno reconoció la nueva variante

Este lunes, el ministro británico de Sanidad, Matt Hancock reconoció que en los últimos días los científicos británicos han detectado «una nueva variante de coronavirus que puede estar asociada a la propagación más rápida en el sur de Inglaterra».

El ministro anunció  que Londres, así como partes de los condados de Essex (este de Inglaterra) y Hertfordshire (al norte de la capital), pasan al nivel máximo de restricciones, por lo que a partir del miércoles deberán cerrar bares y restaurantes salvo para entregas a domicilio.

Si bien todavía se desconoce hasta qué punto el incremento de contagios en todas las franjas de edad se debe a la nueva cepa, pero la situación hace necesarias «acciones rápidas y decisivas», enfatizó Hancock.

Hancock añadió que no hay ninguna prueba de que la variante tenga efectos más nocivos sobre la salud de los enfermos y consideró «muy improbable» que las vacunas desarrolladas contra la covid pierdan efectividad con la nueva cepa.

Vigilancia

Por su parte, el consejero médico del Gobierno británico, Chris Whitty, detalló que esta nueva cepa «contiene bastantes más mutaciones que otras» conocidas, por lo que los científicos se han tomado su vigilancia «particularmente en serio».

Con todo, indicó que sería «sorprendente» que quedara fuera del alcance de las vacunas investigadas hasta ahora, dado que todavía no se han inmunizado al grueso de la población y no ha habido «presión selectiva» sobre el virus en ese sentido.

Whitty no descartó que la cepa se haya extendido ya por otros países, aunque el Reino Unido haya sido el primero en detectarla.

 

Fuente: EFE/Infobae/Reuters

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.