El bus del futuro: eléctrico, hecho con botellas y recargable en 6 minutos

Dancerbus fue desarrollado por Vejo Projektai, una compañía situada en Lituania cuyo objetivo es fomentar sistemas de transporte eléctrico impulsados por energías renovables.

Dicho autobús urbano está creado mediante el uso de materiales compuestos, haciendo que el bus sea completamente eléctrico. Dentro de estos materiales, cabe destacar las botellas de plástico.

Sustituye los retrovisores por cámaras y cuenta con una pantalla trasera donde proyecta la imagen de la vía para informar a los vehículos que circulan por detrás suyo.

Además, al ser un autobús del futuro, cuenta con numerosos avances tecnológicos. No tiene retrovisores sino que cuenta con un sistema especial de cámaras como ya están haciendo algunos fabricantes de automóviles. Dichas cámaras permiten al conductor del Dancerbus tener una visión en 3D para saber lo que pasa a su alrededor constantemente.

También se ha pensado en los usuarios pues cuenta con varios enchufes USB para cargar el móvil u otros dispositivos electrónicos, dispone de conexión a internet gratuita o un moderno sistema de aire acondicionado. Además, este autobús también tiene una rampa extensible para facilitar el acceso a las personas con movilidad reducida.

Como si todo esto fuera poco cuenta con una pantalla en la parte trasera exterior en la cual muestra a los conductores de van detrás suyo cómo está el tráfico, consiguiendo así una mayor visibilidad.

En cuanto a la capacidad, en el Dancerbus caben hasta 92 personas, 32 sentadas. El peso total del autobús lo convierte en uno muy ligero, pues tiene un peso de 9,77 toneladas y mide 12 metros de largo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *